EJE VI: Economía Social y Empresas Sociales

Una alternativa frente a la crisis consiste en tener otra visión de la economía, una en la cual no rige el lucro. Lo primero es la persona; después viene lo demás. Lo que el mundo está demostrando que ni el Estado Socialista ni el Capitalismo Salvaje funcionaron. Lo que el mundo necesita es más economía en manos de la gente, más economía social.

Para que estos emprendimientos ocupen un espacio de mayor entidad, hace falta un paso trascendental: “Para que tenga verdadero peso, debe ser más generalizada e involucrar a toda la sociedad; no deben ser sólo microemprendimientos pobres”, advierte José Luis Coraggio, director académico de la Maestría en Economía Social de la Universidad de General Sarmiento (Ungs) y coordinador de la Red de Investigadores Latinoamericanos de Economía Social y Solidaria (Riless).

En este nuevo paradigma se formaron las denominadas Empresas Sociales; como un instrumento complementario del sistema capitalista clásico que exalta la maximización de los beneficios y alcanzar objetivos sociales específicos. Los objetivos de las empresas sociales son causas humanitarias; no los beneficios, y tienen el potencial para actuar como agentes de cambio.

 En síntesis las empresas sociales deben contener:

  • Inversores con vocación social
  • Plan de negocios viable: funcionamiento, rentabilidad, etc.
  • Beneficios sociales a través de precios bajos, disminución de costos de intermediación, propaganda, envases, etc.
  • Rentabilidad para devolver el capital o reinvertir
  • Objetivos sociales a largo plazo

En este eje los trabajos deben relacionarse, con una manera de contribuir al logro de una economía social en la región y la formación de empresas sociales como opción para alcanzar este escenario.

Los comentarios están cerrados.